Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

Actualidad

La fiesta de la gastronomía catalana encumbra a Carme Ruscalleda

David Salvador Ibarz
David Salvador Ibarz 17/2/2017Comentarios

En una cena con más de 300 invitados y lo más granado de la gastronomía catalana, la Acadèmia Catalana de Gastronomia i Nutrició entregó anoche sus Premios anuales. Carles Gaig fue el artífice del ágape y Carme Rucalleda, la gran galardonada al recibir el Premio Nacional de Gastronomía 2016 –antiguo premio a Restaurante del Año-. El joven cocinero Àlvar Ayuso (Alvart, Barcelona) recibió el Premio al Cocinero Revelación y Balfegó, representado por los hermanos Pere Vicent y Manel Balfegó, el Premio Especial. Académicos, empresarios, cocineros, restauradores y autoridades catalanas poblaron el Palacio de Pedralbes y volvieron a demostrar ”la fortaleza y diversidad de nuestra cocina”, como comentó el president de la Generalitat, Carles Puigdemont, quien entregó el premio a la chef de Sant Pau.

Fue una fiesta de y con gastronomía. Vestidos de etiqueta, como si tuvieran tiempo libre, los cocineros saludaban y se divertían. Allí estaban puntuales Joan Roca, Òscar Manresa, Romain Fornell, Oriol Castro, Oriol Rovira o Ramón Freixa, entre otros. Los últimos en llegar fueron Nandu Jubany y Paco Pérez, dos catalanes gloriosos (aunque el de Miramar sea andaluz de nacimiento) que sólo abrazaban y reían. “Un placer estar aquí y saludar a amigos”, comentaba el de Can Jubany aún lesionado en la mano (lesión que le impidió participar en el Rally Dakar tal como se había propuesto). “Ya está casi…”, respondía a todo aquel que preguntaba.

¿Habrá nuevo Sant Pau?

Pero la reina de la noche fue Carme Ruscalleda, con permiso de un Carles Gaig que, vestido con chaquetilla, deleitó entre fogones con un menú de sello propio donde volvieron a reinar sus canelones, esta vez con crema de trufa. La chef de Sant Pau brilló con luz propia. Subió al escenario y recogió el premio de manos de Puigdemont para, tras agradecerlo, anunciar futuras sorpresas “en un nuevo Sant Pau”. La curiosidad reinó en la sala pero nadie osó formular más preguntas. Tras su restaurante en Tokyo, ¿quizá habrá otro Sant Pau en otra ciudad? Esperamos noticias.

Llegó el postre -una mouse suave de chocolate, frutos rojos y helado de trufa- y los asistentes se levantaron y siguieron las conversaciones en grupo. Fornell desgranaba cómo será su futuro Caelis (abrirá en pocos meses en el hotel Ohla Barcelona con un formato menos clásico), mientras bromeaba con su socio en Casa Leopoldo, Óscar Manresa. El presidente de la Acadèmia Catalana de Gastronomia, y directivo del FC Barcelona, Carles Vilarrubí, se congratulaba al lado del “momento álgido de nuestra gastronomía” y Ramón Freixa, presente junto a su padre Josep Maria Freixa (Freixa Tradició, Barcelona), se proclamaba fotógrafo oficial.

Una fiesta de sonrisas y sin chaquetillas que finalizó a medianoche. “Mañana hay servicio, señores”, se escuchaba. Es el oficio de cocinero, en Catalunya o en Barbate.

Carme Ruscalleda

Carme Ruscalleda ha sido reconocida “por la tradición de su cocina, siempre saludable y centrada en los productos de temporada de su tierra. Una cocinera que añade poesía a todo lo que cocina.”, comenta la Academia. Trabajadora, alegre y generosa, ha recibido innumerables premios y transmite sus conocimientos en publicaciones editoriales para el gran público. Su reconocimiento es avalado por ser la chef con más estrellas Michelin del mundo. Tiene siete: tres para su restaurante Sant Pau en Sant Pol de Mar, dos para el Moments, al frente del cual se encuentra su hijo Raül Balam, y dos más para el restaurante Sant Pau en Tokyo.

 

Àlvar Ayuso

A los 24 años, después de realizar stages en restaurantes de gran reputación como Hofmann, Saüc, Bras y Dos Cielos, hace una apuesta arriesgada y decide abrir su restaurante en Barcelona, Alvart. Serio, meticuloso y exigente, Àlvar sorprende al comensal “por su interpretación personal de la cocina clásica y por su atrevimiento técnico a la hora de crear sus recetas”, recalca la Academia.

Grupo Balfegó

Una familia de pescadores de l’Ametlla de Mar, dedicada toda la vida a la pesca del atún rojo, apuesta por un innovador proyecto que lleva a cabo el grupo Balfegó. Este proyecto les llevará a liderar la exportación de atún fresco de alta calidad además en 20 países, llegando a la mesa de los restaurantes más prestigiosos del mundo. Nace así el Grupo Balfegó, que combinando tradición e innovación, consigue el objetivo de cerrar el círculo desde el origen de la pesca hasta el consumidor final, creando un modelo de gestión de referencia en el siglo XXI.

Anteriores galardonados

*Premio Cocinero Revelación

Arnau Bosch (Can Bosch, Cambrils) 2015

Antonio Simôes (La Taverna del Clínic, Barcelona) 2014

Harry Wieding y Nico Cabañas (Sant Pere del Bosc, Lloret de Mar) 2013

Victor Quintillá (Lluerna, Santa Coloma de Gramenet) 2012

Marc Gascons (Els Tinars, Llagostera) 2011

Dani Lechuga (Caldeni, Barcelona) 2010

Sergi De Meià (Monvínic, Barcelona) 2009

Rafael Penya (Gresca, Barcelona) 2008

Oriol Ivern y Guillem Pla (Hisop, Barcelona) 2007

Albert Ventura (Coure, Barcelona) 2006

 

*Restaurante del año

Disfrutar (Barcelona) 2015

Miramar (Llançà) 2014

Ramón Freixa (Barcelona) 2013

Aligué (Manresa) 2012

ABaC (Barcelona 2011

Can Jubany (Calldetenes) 2010

Dos Cielos (Barcelona) 2009

Els Casals (Sagàs) 2008

Ca L’Enric (La Vall de Bianya) 2007

Caelis (Barcelona) 2006

 

*Premio Especial

Escola Hofmann 2015

Jean Luc Figueras 2014

Secció de Filosofia i Ciències Socials de l’Institut d’Estudis Catalans 2013

Pau Albornà i Torras 2012

Fundació Alicia 2011

Francesc Fortí 2010

Eliane Thibaut Comelade 2009

Josep Maria Boix 2008

Ferran Adrià 2007

Jean Louis Neichel 2006