Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

Actualidad

Miquel Àngel Carulla

Xavier Agulló
Xavier Agulló 14/1/2014Comentarios

Hoteles de “marca blanca”

Miquel Àngel Carulla es, junto con sus socios Mariano Berlanga y Marc Pellissa, el espíritu del emergente formato de “hoteles con marca blanca” que, triunfando en todo el mundo, comienza a aposentarse en España. Formado en la mítica primera promoción de la Escola d’Hostaleria de Barcelona (con Abellán, Andrés, Arola…), codirige URH & Co Hoteliers y en su cartera ya hay tres hoteles: URH Molí del Mig (Torruella de Montgrí); URH Girona (Girona); AC Palau de Bellavista by Marriott (Girona) y Double Tree by Hilton Hotel & Spa, con campo de golf (Gualta). En preparación, hoteles en Sevilla, Barcelona, Málaga…

collage

Hotel Empordà en Gualta y Miquel Àngel Carulla

¿Qué es un hotel de marca blanca? Pues, simplemente un hotel que se acoge a la mejor marca en función de sus características y ubicación. La propia, URH, o Hilton, Marriott, IHG, Starwood… Los “Hoteliers” escogen y explotan en función de sus necesidades específicas. Una cadena, entonces, que no es tal en el sentido canónico pero sí. Eclecticismo. Marca blanca. Cada establecimiento, sus protocolos distintos adecuados a la marca concreta escogida.

Hotel Moli del Mig

Hotel Molí del Mig en Torruella de Montgrí.

Veamos ahora los hoteles. El Molí del Mig, ubicado entre Torroella y L’Estartit se convertirá en 2015, con su ampliación ya terminada, en un cinco estrellas. Es un hotel peculiar, en horizontal, con rompedor diseño contemporáneo y habitaciones en módulos singulares. Un relais, en realidad, para fines de semana de descanso activo. El URH Girona es un hotel de business, emplazado al lado de la Feria de la capital gerundense, con un restaurante –Sargantana– de corte urban muy asequible. El Palau de Bellavista, en la cima de Girona, con vistas arrojadas a toda la ciudad (su restaurante estuvo en manos de El Celler de Can Roca), es un establecimiento all road, con una espectacular terraza, bar “safari” y restaurante-grill (en verano, la terraza se convierte en un asador) con carta muy abierta -desde tartare a la rusa hasta hamburguesa sorpresa de foie gras o pescado de la lonja. El Empordà, por fin, es un hotel de weekend tanto para aficionados al golf como para necesitados de desconexión. Entre Torroella y Palafrugell, sus habitaciones son “de competición” y todas con vistas al verde del golf. Su restaurante, el Tramontana, es de cariz mediterráneo con chispas contemporáneas, y destacan sus productos y recetas ampurdaneses y, sobre todo, los arroces, elaborados siempre con arroz de Pals.

Hotel Palau Bellavista

Hotel Palau Bellavista en Girona.

Miquel Àngel, que previamente estuvo en Intour Hoteles, Habitat Hoteles (abrió el De las Letras y el Bauzá en Madrid y el Neri en Barcelona) y Tripp Hoteles en Cuba, tiene claro que uno de los futuros de la hotelería en España es este novedoso formato de gestión de cadenas, y, a pesar de que sus próximas aperturas y firmas son en territorio nacional, no descarta ampliar la mirada de URH & Co Hoteliers a otros países del Mediterráneo.