Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

Actualidad

Venta Moncalvillo cumple 20 años “cocinando el entorno”

David Salvador Ibarz
David Salvador Ibarz 22/7/2016Comentarios

Este miércoles, 20 de julio, el restaurante Venta Moncalvillo* cumplió 20 años sin especial celebración. No la necesitan. Los hermanos Carlos e Ignacio Echapresto (jefe de sala y chef, respectivamente) celebran cada día poder hacer lo que quieren, lo que les inculcó su madre hace años, lo que han cultivado con auto aprendizaje y lectura de entornos y clientes. Desde el año 2011 atesoran una estrella Michelin, convirtiendo a su pueblo -Daroca de Rioja, La Rioja (52 habitantes –INE 2014)-, en el pueblo más pequeño del mundo en tener un restaurante con estrella. Detalle “anecdótico para nosotros”, comenta Ignacio. Pura honestidad.

DAROCA. Los hermanos Echapresto cumplen 20 años al frente de Venta Moncalvillo, restaurante con una estrella Michelin. 28 junio 2016. Justo Rodriguez

Ignacio y Carlos Echapresto, en el nuevo comedor del restaurante

Sí han querido celebrar la efeméride con la remodelación del espacio. “En 20 años hemos evolucionado la cocina y la gestión, y la calidad de los vinos, pero no el espacio y el confort de nuestros clientes y trabajadores, y se lo merecían”, explica el chef. Por ello, han acometido una reforma integral para conseguir espacios más diáfanos, con mayor amplitud y luminosidad, e “integrar el restaurante en el entorno”. Hecho conseguido por voluntad gastronómica también, y por haber abierto la pared de la sala del restaurante, ahora con vistas a la huerta, al invernadero y a la gran bodega que gestiona Carlos.

“Cocinamos el entorno y nos queríamos integrar más en él”. Ignacio Echapresto ya tiene la mirada en el futuro próximo, en el que quieren seguir evolucionando con los parámetros que le son propios: “autenticidad, producto y cercanía. Nosotros cocinamos el entorno”. Por ello, verduras y hortalizas de la huerta propia, así como setas y caza de los montes que le rodean, forman y formarán la base de una cocina cercana, que varía con las estaciones y juega con el calendario para sacar lo mejor de cada producto. Por su parte, la bodega cuenta con 1.000 referencias de vinos de todo el planeta, dando especial importancia a Rioja y a su apartado de vinos históricos.

“En estos últimos años hemos definido mejor nuestra cocina y el último paso ha sido crear un menú en el que todos los platos llevan verduras de nuestra huerta. Es lo que somos y lo queremos transmitir”.

Los hermanos Echapresto cumplen 20 años al frente de Venta Moncalvillo

Los hermanos Echapresto cumplen 20 años al frente de Venta Moncalvillo

Una historia de pasión y vocación

En Julio de 1996, Carlos e Ignacio, con apenas 20 años, materializan el sueño de abrir una modesta casa de comidas en los bajos de la casa familiar de Daroca de Rioja, el pequeño pueblo de tan solo 52 habitantes donde habían nacido con el único objetivo de labrarse un futuro en su pueblo natal. Sin escuelas ni stages, el auto aprendizaje y las lecciones de su madre permitieron a los hermanos crecer. “Sí que pasamos por dos restaurantes, dos de los mejores del mundo para mí”, reconoce Ignacio. “El gran Custodio López Zamarra nos invitó a Zalacaín y allí estuvimos 20 días”, y Joan Roca hizo lo propio en El Celler de Can Roca, “donde pasamos unos diez días, tiempo suficiente para comprobar la pasión”, indica el chef.

En estos 20 años, Venta Moncalvillo ha pasado de ser un sueño a una realidad, siendo ahora referente en el panorama gastronómico nacional. Entre sus logros cabe destacar la consecución en la guía del año 2011 de su primera estrella Michelin, convirtiendo a Daroca de Rioja en el pueblo más pequeño del mundo en tener un restaurante con estrella. Sus dos Soles en la guía Repsol o el Best Awards por la Wine Spectator a su carta de vinos, por ser esta una de las mejores y más completas del país, son otros de sus reconocimientos.