Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

Opinión

La fiesta ha sido sonada: Casacas-Roca-Barça

Redacción
Redacción 12/7/2013Comentarios

Miquel Brossa relata la cata de vinos organizada en el Camp Nou por el grupo gastronómico junto al somelier de El Celler

Sólo pretendo plasmar una pincelada rápida del excepcional evento que vivimos de forma vibrante en la madrugada del miércoles 10 de Junio, arropados por este marco mítico de grandes epopeyas.  Hemos vivido el desarrollo de una pieza excepcional por el amigo Pitu, que actuando, como siempre, de forma colegiada con sus dos hermanos, nos ha brindado el honor de dejarse homenajear por enésima vez desde que hace unas semanas recibieron aquello tan merecido…..

Pitu Roca en el Camp Nou en la cata de los Casacas.

“Pitu” ha oficiado desde una introversión casi mística, con una concentración en el concepto y la justa medida en las palabras; es el poeta del vino. Poeta multilingüe, capaz de interactuar en la mayoría de los idiomas de su clientela, evidenciando un altísimo nivel de formación. Su interpretación constituye un recorrido lírico – futbolístico, encuadrando las experiencias gustativas con la historia de su relación con este “més que un club” que nos ha acogido entre los gigantescos brazos de su estadio.

Desgranando vivencias i entrañables anécdotas vitales en una creación con impecable apoyo triangulado a través de la imagen, el sonido y hasta la modulación de la luz. La cuarta dimensión ha sido la sensorial, magníficamente desarrollada a través de una cuidada selección de vinos excepcionales algunos terroríficamente escasos y difíciles de conseguir si no es como en el caso de “Pitu” a través de una larga y fecunda carrera visitando lo más recoleto en afamadas bodegas.

Pitu Roca

Desgranando vivencias y entrañables anécdotas vitales en una creación con impecable apoyo triangulado a través de la imagen, el sonido y hasta la modulación de la luz. La cuarta dimensión ha sido la sensorial, magníficamente desarrollada a través de una cuidada selección de vinos excepcionales algunos terroríficamente escasos y difíciles de conseguir si no es como en el caso de Pitu a través de una larga y fecunda carrera visitando lo más recoleto en afamadas bodegas.

Bajo el título Un porter de vins al Camp Nou, más que una cata homenaje, ha sido un recital poético, o juegos florales de la enología. Porque la poesía ha estado presente desde todas las partes implicadas. Brillante por lo entrañable ha estado igualmente el líder fundacional de los Casacas, José Vilaseca, que nos ha dado una tremenda lección de lectura ,llamémosle, digital.

Todo ello ha merecido sonados aplausos.

El nombre del evento Casaca con Josep Roca.

La organización impecable, como siempre, con el mérito añadido de que Casacas Rojas desarrolla toda su actividad con cero estructura.

Los miembros de esta asociación, todos ellos jóvenes muy cualificados, son altos ejecutivos o ejercen en su mayoría profesiones liberales, hecho que facilita su disponibilidad. No obstante el empuje Casaca viene dado por la extraordinaria dedicación y capacidad de acción de su actual presidente, Gregori Salas. Nada de lo que hemos visto sería realidad sin su capacidad para aglutinar voluntades y colaboraciones.

Pitu ha definido nuestro entrañable colectivo atribuyéndole un espíritu infantil, refiriéndose, de la forma más positiva, al “divertimento” que genera una sana alegría y buen rollo, en un contexto de potentes sinergias. No hay capillitas antagónicas, todos a una disfrutan fluídamente de los eventos bajo el omnipresente grito de guerra: ¡FESTIVAL!

Característica esencial del evento Casaca es conseguir la intemerata a un coste 10 ó más veces por debajo del real. Todo el mundo está dispuesto a colaborar gratis et amore con los Casacas, ya que es un grupo simpático abierto y sin dobleces. Los CASACAS caen bien a los cocineros, que agradecen su entusiasmo y espíritu conciliador e igualmente a los medios que ven en el colectivo una caja de resonancia idónea, que no compite por el dominio de la opinión publica intentando, a veces de forma interesada, cuantificar méritos, siempre discutibles por lo subjetivo, de las apreciaciones personales, a veces condicionadas por oscuros intereses.

Personalmente estoy encantado de sentarme aleatoriamente con cualquiera de ellos. Todos son gente interesante y con un alto contenido intelectual, que al mismo tiempo saben desinhibirse y disfrutar al grito de “¡festival!”

Los Casacas en el túnel de vestuarios del Camp Nou.

Hemos catado 12 vinos maravillosamente escogidos que relacionamos a continuación:

Homenaje a los estadios: Viña Pomal 55

Homenaje a los porteros y a Platko: Tokaj 5 putonyos 1972

Las finales vividas y perdidas: Musigny JF Mugnier 1986

Reliquias escondidas: Palo Cortado 150 años, TBA grans Fassian Aphoteke 1994

Un vino sobre la amistad por encima de rivalidades: 2008 Eiswein Oberhauser Brucke H. Donnhoff

Las finales ganadas: Magnum Le Clos Grand Cru Regnard 1992, Clos Saint Denis Dujac Grand Cru 2006

Un tributo a los valores ante la excelencia: Bota 20 equipo navazos manzanilla pasada NPI l’ampolla (2 de 6 …unitats de la col.leccio) El espectáculo 2009: Montsant Banyuls, La Vinya de la Ruca 2009

Hemos vivido el desarrollo de una pieza excepcional creada ex profeso para este evento tan Casaca. Ha sido más onírico que el famoso Somni de El Celler. Recogiendo y sublimando experiencias recogidas a través de la tan cacareada pieza.

La luz, la alfombra y la penumbra en el gran estadio lleno de recuerdos gloriosos.

3 Comentarios

  1. Roser torras dice:

    No ser como describir todas las sensaciones que vivi en esta Cata …
    . Sensibilidad,..Exquisitez….Madurez…Poesia……
    Dentro de la Inmensidad del CAMP NOU vacio ,
    ,,PITO se crecio y sollo escuchabamos sus palabras, catabamos sus vinos,,el al frente ,,
    El camp se hizo peque?o………….

  2. Gregori Salas dice:

    Suscribo lo comentado por la querida Roser y la acertada descripción de la cata del amigo Miquel; pasados unos días todavía se valora más si cabe lo experimentado el miércoles,vienen flashes de aquella mágica noche y desgranamos momento a momento con la selección de vinos y el porqué; la música,las imágenes y las palabras de Josep Roca vienen a la memoria con emoción.
    Me gustaría añadir también el recuerdo emotivo que tuvo con Juli Soler cuando expuso la excelencia,con fotografías de un viaje a Francia conjuntamente para ser nombrados Chevaliers.
    Pero todavía más emotivo fue cuando arrancó de los asistentes unos aplausos que se alargaron al menos tres o cuatro minutos cuando hizo mención de sus padres,una vez referenciado a sus hermanos.
    La cata adquirió acordes de intimidad con vivencias personales de dentro,incluso alguna anécdota relacionada con la Michelin,gracias por ser tan y tan generoso,humilde,y querer compartirlo.Felices.Os queremos.