Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

Sin categoría

Michelin encumbra a Diverxo y le devuelve a Madrid un ‘tres estrellas’

Luis Tusell
Luis Tusell 20/11/2013Comentarios

Martín Berasategui y Francis Paniego logran la segunda estrella en Tenerife y Ezcaray y Albert Adrià se estrena con Tickets y 41º

Ni Jordi Cruz, ni Santceloni, ni Andoni Luis Aduriz. Finalmente ha sido David Muñoz y su restaurante Diverxo el gran triunfador de la Guía Michelin 2014 para España y Portugal, que se ha presentado este miércoles en el Museo Guggenheim de Bilbao. El restaurante madrileño logra la ansiada tercera estrella convirtiéndose en el primero de la capital en conseguirlo y el octavo en toda España. El Portal de Ezcaray y MB de Martín Berasategui en Santa Cruz de Tenerife son los únicos en lograr la segunda estrella, mientras que Albert Adrià logra sus primeras distinciones con Tickets y 41º, un tímido consuelo para una gastronomía catalana que aspiraba a más.

David Muñoz en la presentación de la guía Michelin.

Y es que los que esperaban una lluvia de estrellas habrán quedado decepcionados. Michelin ha vuelto a demostrar su alta exigencia con la cocina española. Tan solo dos restaurantes logran escalar hasta las dos estrellas mientras que algunos que hace años que llaman a la puerta de la máxima distinción, tendrán que seguir esperando. Es llamativo el caso de Andoni Luis Aduriz, cuyo restaurante Mugaritz es el cuarto mejor del mundo según la revista Restaurant Magazine. Aduriz permanece con las dos estrellas, igual que Óscar Velasco, de Santceloni o Jordi Cruz, de Ábac, dos nombres que habían sonado con fuerza entre la rumorología de los últimos días.

De hecho, se había presentado la nueva guía como la ocasión idónea para que Madrid o Barcelona lograran su primer restaurante de tres estrellas. Finalmente ha sido la capital, con la apuesta rompedora de Diverxo y su cocinero David Muñoz, un hombre poco amante de los focos pero con un talento y una apuesta arriesgada que ha tenido premio. Y además, de una manera fulgurante, tras abrir su primer Diverxo en 2007 exhibiendo una fusión total en su cocina, rompiendo todas las reglas, si es que las hay. “Queremos dar guerra”, ha dicho el chef de Diverxo al recoger su chaquetilla Michelin y tras agradecer la ayuda de su equipo y, especialmente, de su mujer.

Muñoz, nacido en Madrid en 1980, se suma al elenco de triestrellados que completan Pedro Subijana, Juan Mari Arzak, Martín Berasategui, Joan Roca, Carme Ruscalleda, Eneko Atxa y Quique Dacosta, todos presentes en la gala menos Arzak.

El éxito madrileño se concentra exclusivamente en Diverxo, porque la ciudad no logra ninguna otra nueva estrella. Y el consuelo barcelonés se llama Albert Adrià, que ha logrado sus dos primeras estrellas. Una para Tickets y otra para el 41º, dos locales contiguos que recuperan y actualizan el legado de El Bulli, apostando por la alta cocina informal. En total, son 20 los restaurantes que logran su primera estrella en toda España, mientras que otros siete la pierden, por cambio de ubicación o por haber cerrado sus puertas. En el caso de Can Fabes, pierde las dos estrellas tras despedirse este año por problemas económicos.

En la gala, capiteneada gastronómicamente por algunos de los restaurantes más representativos de Bilbao, entre ellos los de Josean Alija y Eneko Atxa, todo fueron buenas palabras y felicitaciones. Joan Roca, relajado y tranquilo sin tener que ser el foco de atención, ha sido el primero en felicitar a David Muñoz ya que se sentaban en la misma fila. Para el cocinero del mejor restaurante del mundo, Muñoz ofrece una cocina “excitante, atrevida, divertida y de diversidad” que reconoce que le gusta. Sergi Arola orgulloso de estar presente (“en verano pensaba que ni podría estar”) o Jordi Cruz, cansado tras un día ajetreado y algo desilusionado por no lograr esa estrella que tanta gente le había atribuido. El catalán lamentaba que su faceta mediática había podido jugar en su contra. Paco Pérez, con los deberes ya hechos este año tras lograr su estrella en Berlín y Martín Berasategui, radiante tras lograr ni más ni menos que su séptima estrella, esta vez en Canarias. “Es de largo el proyecto más grande y más difícil que tengo entre manos”, ha reconocido el cocinero vasco. También Quique Dacosta engrosa su lista de estrellas, gracias a la primera que recibe por Poblet. Con ésta son ya cuatro, y siga la estela de Berasategui, Ruscalleda y Paco Pérez, los ases de las estrellas.

Sin embargo, la Guía Michelin 2014 mantiene a la cocina española muy por debajo de la francesa y la japonesa en restaurantes de la máxima categoría, ya que ambos países alcanzaron los 27 establecimientos en 2013 mientras que España alcanza los ocho, los mismos que Italia. Pese a ello, el director mundial de la guía Michelin, presente en la gala, ha subrayado “el gran momento” de la gastronomía española con un “panorama maduro y diverso” en el que “lo mejor está por venir”.

LISTADO COMPLETO ESTRELLAS MICHELIN 2014