Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

Snacks

El restaurante Sergi de Meià ofrece desayunos de cuchara como los de antes

Redacción
Redacción 21/1/2015Comentarios

El cocinero y su madre, Adelaida Castells, sirven desde primera hora de la mañana platos tradicionales como los pies de cerdo o los callos, en su establecimiento barcelonés del Eixample

No son brunchs. No se sirven ni croissants, ni tostadas ni cupcakes. Son desayunos de cuchara de toda la vida, como los que comían nuestros abuelos, una costumbre que vuelve con fuerza también entre los jóvenes. El chef Sergi de Meià y su madre, Adelaida Castells, convencidos del resurgimiento de esta tradición, ofrecen cada mañana, en su restaurante del Eixample barcelonés, pies de cerdo, callos, escudella barrejada, morcilla con pan con tomate o un delicioso bocadillo de perdices a la vinagreta. Platos nutritivos para empezar bien el día o recuperar fuerzas, tal como hacían los comensales originarios de estos desayunos: labradores y comerciantes que se levantaban para faenar con la salida del sol y hacían una parada para una buena comida y poder seguir trabajando. Los almuerzos de Sergi de Meià y su madre imitan los de aquellos trabajadores y siguen la filosofía del chef: cocina tradicional catalana, ecológica y 100% de proximidad.

Adelaida Castells y Sergi de Meià.La madre y maestra del cocinero, Adelaida Castells, lidera los fogones a primera hora de la mañana y con solvencia contrastada. No en vano, hace años, clientes de toda Catalunya hacían parada en su restaurante de Esplugues de Llobregat para probar su escudella barrejada. Hoy, este también es uno de los platos más demandados en los desayunos del Restaurante Sergi de Meià.

Otro éxito de la carta son los bocadillos de perdiz a la vinagreta y los callos con garbanzos, siempre acompañados de un bol de ensalada. Para empezar el día con fuerza, se incluyen otras propuestas: bacalao a la llauna; pies de cerdo del Hostal;verdura de temporada con legumbres; croquetas de pollo asado y morcilla con pan con tomate. Y todo, acompañado con vino del Montsant o cava. La carta también incluye postres, y también tradicionales: requesón, flan de huevo o fruta.

Estos desayunos están disponibles cada día de martes a sábado a partir de las 9.30h. Se sirven en una larga mesa compartida, al estilo fonda, y su precio medio es de unos 15 euros.

Para recoger todo su conocimiento sobre los desayunos de cuchara y tenedor, el chef y su madre preparan un libro que editará Comanegra y saldrá a la venta por Sant Jordi. Será un homenaje a esta comida tradicional e incluirá una compilación de las recetas ideadas y elaboradas por de Meià y Castells, un directorio con los mejores restaurantes donde ir a hincar el tenedor, una guía de productores locales, con la introducción del escritor Julià Guillamon y un epílogo del gastrónomo Miquel Sen.

 

Un Comentario

  1. Qgat dice:

    mmm… poco sitos ofrecen los desayunos de cuchara como los de antes. Y eso que son los más buenos 🙂