Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

De vinos

Estados Unidos se convierte en el mayor consumidor mundial de vino

Redacción
Redacción 11/4/2011Comentarios

El año pasado Estados Unidos sobrepasó a Francia para convertirse en el mayor consumidor mundial de vino. Los norteamericanos bebieron 330 millones de cajas de 12 botellas en el 2010, mientras que los galos llegaron a los 321 millones, según ha publicado un estudio de la consultora Gomberg, Fredrikson y Asociados, con sede en California.

En cuanto al consumo per capita, ganan los franceses, obviamente, que toman una media de cinco botellas al año por cada una de un estadounidense. Pero el consumo en Estados Unidos va crecciendo –al menos un 1 por ciento anual durante los últimos 17 años-, y los franceses han descendiendo en un 14 por ciento desde el 2006.

Es generacional, dicen los expertos. Los miembros de la gran Generación del Milenio, que nacieron después de 1982, se hacen mayores de edad con más sofisticación sobre el vino, al haber recibido una educación al respecto de sus padres, la generación nacida inmediatamente después de la Segunda Guerra Mundial. Los del Milenio van directo a vinos tintos complejos en vez de comenzar con vinos dulces, y avanzan posteriormente a blancos secos y entonces a tintos como las generaciones anteriores, dijo un estudio del grupo de investigación Wine Market Council [Consejo del Mercado del Vino]. Tienen más dinero, están menos afectados por la recesión que los trabajadores de más edad.

“Los del Milenio son una nueva fuerza”, dijo Chip Cassidy, principal comprador de vinos para las 29 tiendas en el Sur de la Florida de Crown Wine & Spirits, y profesor de vinos en la escuela de hotelería de la Universidad Internacional de la Florida (FIU). “Damos siete cursos al año en FIU, con 40 estudiantes en cada uno, y todos están llenos. Esos jóvenes están muy atentos e interesados en aprender sobre los vinos”.

El beber vino en EEUU es “impulsado por muchos factores, incluyendo la adopción de vino en las primeras etapas de la adultez por parte de la gran generación del Milenio, la disponibilidad de vino de calidad a todos los niveles de precio y la aceptación de un consumo moderado de vino como compatible con un estilo de vida saludable”, informó el consejo.

El aumento hasta la cima venía forjándose por largo rato. El adulto promedio de EEUU tomaba un galón de vino al año en 1970. Hoy en día son tres galones, de acuerdo con Wine Market Council. El consumo de cerveza, por otra parte, ha declinado ligeramente en Estados Unidos durante los tres últimos años – a 3,000 millones de paquetes, de acuerdo con Beverage Information Group. La baja está encabezada por la cerveza light.

Por otra parte, el consumo de vino por parte de los franceses ha ido descendiendo durante décadas, por razones que en otra ocasión hubieran sido impensables. Los franceses están abandonando el hábito de comer con vino, de acuerdo con un estudio de la Universidad de Montpellier. También, una campaña en Francia contra tomar vino mientras se conduce ha prohibido la venta de vinos en las gasolineras y ha rebajado a un 0.5 por ciento el nivel de alcohol permitido en la sangre, comparado con el 0.8 por ciento de Estados Unidos.

La generación de los que nacieron inmediatamente después de la Segunda Guerra Mundial, que ahora tienen entre 46 y 65 años, son consumidores entusiastas que se llevaron el año pasado a casa una de cada cuatro botellas que se vendieron en Estados Unidos. En general, los bebedores de vino que están aumentando su consumo tienden a gustar del Cabernet Sauvignon y el Merlot. Los que están rebajando el consumo tienden a gustar del Zinfandel o los vinos rosados.