fbpx
Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

Actualidad

¿Qué se permite en la fase 2 según el BOE?

Mónica Ramírez
Mónica Ramírez 18/5/2020Comentarios

Desde que el Gobierno explicó el proceso por el que retornaríamos a la “normalidad” pre-covid, segmentado en distintas fases, no han cesado de surgir dudas. Así que mientras algunos activan los protocolos para cumplir con la normativa exigida en la fase 1, otros se lamentan de no haber pasado de la 0 y unos últimos se preparan para la 2.  Veamos las novedades de esta última fase según lo publicado en el BOE (16 de mayo).

Según lo publicado el 16 de mayo en el BOE, en la fase 2 estará permitido en el sector de la hostelería:

-Reapertura al público de los establecimientos de hostelería y restauración para consumo en el local, excepto discotecas y bares de ocio nocturno. Eso sí, siempre que no se supere un 40% de su aforo y se cumplan las
condiciones previstas.

-El consumo dentro del local únicamente podrá realizarse sentado en mesa, o agrupaciones de mesa, y preferentemente mediante reserva previa. No se admitirá el autoservicio en barra por parte del cliente.

-Sigue permitiéndose el encargo en el propio establecimiento de comida y bebida para llevar.

-Se podrá ofrecer productos de libre servicio, ya sean frescos o elaborados con anticipación, para libre disposición de los clientes siempre que sea asistido con pantalla de protección, a través de emplatados individuales y/o monodosis debidamente preservadas del contacto con el ambiente.

– La prestación del servicio en las terrazas al aire libre de los establecimientos de hostelería y restauración se realizará conforme a lo previsto en la Orden SND/399/2020, de 9 de mayo. Es decir, el 50% o lo dictaminado por el ayuntamiento de cada zona. Esto es lo mismo que en la fase 1.

-Deberá asegurarse el mantenimiento de la debida distancia física de dos metros entre las mesas o, en su caso, agrupaciones de mesas. La mesa o agrupación de mesas que se utilicen para este fin, deberán ser acordes al número de personas, permitiendo que se respeten la distancia mínima de seguridad interpersonal.

 

Medidas de higiene

-Limpieza y desinfección del equipamiento, en particular mesas, sillas, así como cualquier otra superficie de contacto, entre un cliente y otro. Asimismo, se deberá proceder a la limpieza y desinfección del local al menos una vez al día de acuerdo con lo previsto en el artículo 6.

-Se priorizará la utilización de mantelerías de un solo uso. En el caso de que esto no fuera posible, debe evitarse el uso de la misma mantelería o salvamanteles con distintos clientes, optando por materiales y soluciones que faciliten su cambio entre servicios y su lavado mecánico en ciclos de lavado entre 60 y 90 grados centígrados.

-Se deberá poner a disposición del público dispensadores de geles hidroalcohólicos o desinfectantes con actividad virucida autorizados y registrados por el Ministerio de Sanidad, en todo caso en la entrada del establecimiento o local y a la salida de los baños, que deberán estar siempre en condiciones de uso.

-Se evitará el empleo de cartas de uso común, optando por el uso de dispositivos electrónicos propios, pizarras, carteles u otros medios similares.

-Los elementos auxiliares del servicio, como la vajilla, cristalería, cubertería o mantelería, entre otros, se almacenarán en recintos cerrados y, si esto no fuera posible, lejos de zonas de paso de clientes y trabajadores.

– Se eliminarán productos de autoservicio como servilleteros, palilleros, vinagreras, aceiteras, y otros utensilios similares, priorizando monodosis desechables o su servicio en otros formatos bajo petición del cliente.

– Se establecerá en el local un itinerario para evitar aglomeraciones en determinadas zonas y prevenir el contacto entre clientes.

– El uso de los aseos por los clientes se ajustará a lo previsto en el artículo 6.5. Esto es que los aseos utilizados por clientes, visitantes o usuarios tendrán una ocupación máxima de una persona. Deberá reforzarse su limpieza y desinfección. 

– El personal trabajador que realice el servicio en mesa deberá garantizar la distancia de seguridad con el cliente y aplicar los procedimientos de higiene y prevención necesarios para evitar el riesgo de contagio.

 – Limpieza y desinfección del equipamiento, en particular mesas, sillas, así como cualquier otra superficie de contacto, entre un cliente y otro. Asimismo, se deberá proceder a la limpieza y desinfección del local al menos una vez al día.  

 

Y se mantiene…

-Cumplimiento de la normativa de prevención de riesgos laborales y de la normativa laboral. 

-El titular de la actividad económica deberá adoptar las acciones necesarias para cumplir las medidas de higiene y prevención para el personal trabajador ya sea con carácter habitual o de forma puntual de los sectores de actividad establecidos.  

-Todos los trabajadores tendrán a su disposición en el lugar de trabajo agua y jabón o geles hidroalcohólicos o desinfectantes con actividad virucida autorizados. 

-Cuando no pueda garantizarse la distancia de seguridad interpersonal de aproximadamente dos metros, se asegurará que los trabajadores dispongan de equipos de protección adecuados al nivel de riesgo.  

– Todo el personal deberá estar formado e informado sobre el correcto uso de los citados equipos de protección.  

– El fichaje con huella dactilar se evitará y se utilizará otro sistema de control horario que garantice las medidas higiénicas adecuadas para la protección de la salud y la seguridad de los trabajadores, o bien se deberá desinfectar el dispositivo.  

– Se deberá garantizar la posibilidad de mantener la distancia de seguridad interpersonal de dos metros entre los trabajadores. Las medidas de distancia deberán cumplirse, en vestuarios, taquillas y aseos de los trabajadores, así como en cualquier otra zona de uso común.  

-Si un trabajador empezara a tener síntomas compatibles con la enfermedad, contactará de inmediato con el teléfono habilitado para ello por la comunidad autónoma o centro de salud correspondiente y, en su caso, con el correspondiente servicio de prevención de riesgos laborales. El trabajador se colocará una mascarilla, debiendo abandonar, en todo caso, su puesto de trabajo hasta que su situación médica sea valorada por un profesional sanitario.  

– Las tareas de limpieza se intensificarán en las zonas de uso común y en las superficies de contacto más frecuentes como pomos de puertas, mesas, muebles, pasamanos, suelos, teléfonos, perchas y otros elementos de similares características, conforme a las siguientes pautas:  

a) Se utilizarán desinfectantes como diluciones de lejía (1:50) recién preparada o cualquiera de los desinfectantes con actividad virucida que se encuentran en el mercado y que han sido autorizados y registrados por el Ministerio de Sanidad. En el uso de ese producto se respetarán las indicaciones de la etiqueta.  

b) Tras cada limpieza, los materiales empleados y los equipos de protección utilizados se desecharán de forma segura, procediéndose posteriormente al lavado de manos. Las medidas de limpieza se extenderán también, en su caso, a zonas privadas de los trabajadores, tales como vestuarios, taquillas, aseos, cocinas y áreas de descanso. Asimismo, cuando existan puestos de trabajo compartidos por más de un trabajador, se realizará la limpieza y desinfección del puesto tras la finalización de cada uso, con especial atención al mobiliario y otros elementos susceptibles de manipulación.

-Los uniformes o ropa de trabajo se lavarán y desinfectarán siguiendo el procedimiento habitual.  

-Se deben realizar tareas de ventilación periódica en las instalaciones y, como mínimo, de forma diaria y durante el tiempo necesario para permitir la renovación del aire.  

-En los centros, entidades, locales y establecimientos con ascensor o montacargas, limitarán su uso al mínimo imprescindible y se utilizarán preferentemente las escaleras. Cuando sea necesario utilizarlos, la ocupación máxima de los mismos será de una persona, salvo que sea posible garantizar la separación de dos metros entre ellas, o en aquellos casos de personas que puedan precisar asistencia, en cuyo caso también se permitirá la utilización por su acompañante.  

 

Otras medidas

-Celebración de bodas para un número limitado de asistentes. 

-Celebración de congresos, encuentros, reuniones de negocio con un máximo de asistentes de 50 personas, siempre que se respete la distancia física exigida de dos metros.  

-Las personas vulnerables al covid-19 podrán hacer uso de las habilitaciones previstas en esta orden, siempre que su condición clínica esté controlada y lo permita, y manteniendo rigurosas medidas de protección.  

-Las personas que presenten síntomas o estén en aislamiento domiciliario debido a un diagnóstico por covid-19, o que se encuentren en período de cuarentena domiciliaria por haber tenido contacto estrecho con alguna persona con síntomas o diagnosticada no podrán hacer uso de dichas habilitaciones, ya sea para reincorporarse a su puesto de trabajo o para acudir a los locales, establecimientos, centros, o realizar las actividades mencionadas. 

-Reapertura de zonas comunes de hoteles y alojamientos turísticos, siempre que no se supere un tercio de su aforo. 

– Cada establecimiento deberá determinar los aforos de los distintos espacios comunes, así como aquellos lugares en los que se podrán realizar eventos y las condiciones más seguras para su realización conforme al aforo máximo de 1/3 y de acuerdo con las medidas de higiene, protección y distancia mínima señaladas.  

-Los espacios cerrados donde se vayan a celebrar eventos, actividades de animación o gimnasios, deberán ventilarse dos horas antes de su uso. 

-Se permitirá la realización de congresos, encuentros, reuniones de negocio y conferencias con las limitaciones de mantener la distancia de dos metros y aforo máximo de 50 asistentes, se deberá disponer de equipos de protección adecuados al nivel de riesgo. 


Comentarios