fbpx
Revista Gastronómica Digital
image

Síguenos en:

  • facebook
  • twitter
  • youtube
  • googleplus

Snacks

Nace la Fundación Mey Hofmann

David Salvador
David Salvador 19/6/2019Comentarios

“Es un tributo que le hago como hija”. Silvia Hofmann, CEO del Grupo Hofmann, ha presentado este miércoles en Barcelona la Fundación Hofmann, que nace con el objetivo de ayudar a las mujeres a afrontar el cáncer de mama con una actitud transformadora para superarlo, “una actitud positiva, jovial, como la que tuvo incluso enferma mi madre”. Sin quererlo, Mey Hofmann, que padeció cáncer de mama, creó en vida la psico-oncología, una herramienta útil para mejorar la calidad de vida durante y después de la enfermedad que ahora lleva a la práctica el Institut Català d’Oncología (ICO) y el Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge, entidades con los que la Fundación va de la mano.

Para conseguir trasladar esa actitud ante el problema, la Fundación recién creada desarrollará en los espacios de la Escuela Hofmann diferentes charlas y talleres principalmente dirigidos a fomentar la autoestima, así como reservará gratuitamente de cuatro a seis plazas por curso de cocina para mujeres que padecen esta enfermedad. Estas formaciones, las ordinarias de la prestigiosa escuela, pretenden evadir a las enfermas de cáncer y ayudarlas, explican desde la Fundación, a enfatizar la alimentación saludable y su aplicación práctica en el día a día. La cocina como herramienta de integración.

La Fundación nace con el apoyo de las entidades médicas antes citadas y la ayuda de sus siete patronos: el director de la Enciclopèdia Catalana, Joan Abellà; la directora del ICO, Candela Calle; la periodista Cristina Jolonch; el director comercial de Gramona, Lluís Prats; Silvia Hofmann, y los chefs Nandu Jubany y Carles Gaig, quien comentaba la ilusión por participar en un acto que tiene que ver con Mey Hofmann, “la persona que imprimió más y mejor ética en el buen hacer de los cocineros”.

“La pasión y la ilusión de mi madre fue un ejemplo durante toda su vida y particularmente durante su enfermedad. Su actitud fue siempre de ilusión ante la vida y es y siempre será una fuente de respeto y admiración para el mundo de la gastronomía y para todos aquellos que la conocieron”, explicaba Silvia Hofmann. “Esta Fundación es su consecución”.

La participación en los cursos de cocina será tutelada desde el ICO por lo que solo podrán acceder sus pacientes. Los cursos y talleres sí que están abiertos a todas las mujeres que están padeciendo o han padecido cáncer de mama. Estos, a partir de prácticas terapéuticas y grupos de apoyo, cubrirán diferentes facetas como inteligencia emocional, técnicas de relajación, bienestar emocional y capacidad de superación, también sobre los beneficios de las prácticas deportivas, el yoga, la meditación o la acupuntura.

Adicionalmente, para cumplir con sus objetivos fundacionales, la Fundación Mey Hofmann ha puesto en marcha un plan de captación de fondos donde todas las personas y organizaciones pueden hacer una aportación económica (a través de su web). Desde la misma web, también se pueden conocer las actividades y los talleres a desarrolla, encaminados todos a que la Fundación Mey Hofmann se convierta en un espacio de referencia para las mujeres que padecen cáncer de mama.

Mey Hofmann

Mey Hofmann, visionaria y detallista, decidió emprender cuando pocas mujeres lo hacían y dedicarse a la gastronomía mucho antes de que ésta se pusiera de moda. Esta chef innovadora, inquieta y con un fuerte sentido estético logró crear un sello, que es hoy en día un referente gastronómico que despierta respeto y admiración dentro y fuera de España.

Hofmann se formó en prestigiosas escuelas gastronómicas de París. Antes, Hofmann había estudiado Económicas, Arquitectura de interiores y Gemología, una formación que compaginó siempre con su afición a la cocina, que le surgió de pequeña cuando pasaba los veranos en un internado de Wiesbaden (Alemania).

Hofmann empezó dando clases de pastelería en un pequeño local del barrio gótico de Barcelona. Estos cursos fueron el origen de la Escuela Hofmann, inaugurada en 1983, y pionera en invitar a grandes chefs para que enseñaran en sus aulas sus técnicas y mostraran sus últimas creaciones. Esta línea formativa ha sobrevivido hasta nuestros días y es uno de los distintivos de la Escuela de Hostelería Hofmann. Pero además de ser una de las grandes figuras de la enseñanza culinaria, Mey Hofmann escribió libros como Socorro tengo invitados (1996) o Fuego y pasión en la cocina (2002) y los libros Hofmann (volumen I dulce, 2008 y el volumen II, salado 2011).

Un deseo constante de impregnar su alma con conocimientos culinarios y la ilusión por compartir este sentimiento. Su pasión por la cocina le dio el valor necesario para poner este primer grano de arena que, poco a poco, con dedicación y respeto a la tradición fue creciendo. Y cada pequeño paso llevó a otro todavía más grande, y fue de este modo como nueve años más tarde nació el Restaurante Hofmann, que en 2004 fue galardonado con una Estrella Michelin, convirtiéndose así en la única escuela de Hostelería de España y la primera de Europa cuyo restaurante de aplicación cuenta con esta distinción.

A lo largo de su vida y a través de su obra, Mey Hofmann demostró una gran fortaleza, una manera única de entender la vida y de disfrutarla apasionadamente. El paso por la enfermedad le dio una nueva razón para luchar y sobreponiéndose a las adversidades, se concentró en lo positivo y vivió cada día intensamente, contagiando a todos con su entusiasmo y voluntad. Un ejemplo de superación que resulta inspirador y que queremos trasladar a todas las mujeres que padecen cáncer de mama.

Mey Hofmann falleció en 2016 pero su espíritu y su legado siguen presentes en cada uno de los espacios y las creaciones de Hofmann y más allá de ellos se extienden a las personas que forman parte del universo Hofmann.


Comentarios